Los campeones agotan su energía en las celebraciones

Photo of Los campeones agotan su energía en las celebraciones
Facebook
VKontakte
share_fav

Después de 31 días de concentración y 23 de expedición en China, la aventura mundialista de la selección española baloncesto desembocó en el oro de Pekín. El triunfo de un equipo en comunión que tuvo el compromiso de estar, el mérito de competir y el premio de volver a la cima. Llegó extenuada, como se comprobó en las celebraciones, intensas pero medidas. Uno de los salones de boda del hotel ShangriLa de la capital china fue el escenario de la fiesta de los campeones en la que sonó música pachanguera y de culto a partes iguales, con los grandes éxitos de los Hombres G como disco destacado. Una banda sonora ochentera para el primer baile sin los Júniors de Oro del 80. Al frente de los festejos estuvo la generación del desquite, con Ricky Rubio, Sergio Llull y Víctor Claver (el ambicioso motor de los que llevaban dentro las decepciones de 2010 y 2014 y el anhelo de 2006 que les cogió demasiado jóvenes). Ellos fueron los que arroparon al capitán, Rudy Fernández, y los que tiraron de un exhausto Marc Gasol para integrarle en un guateque que, a esas alturas del maratón, se le hacía inabarcable. De nuevo, el quinteto de seguridad de Scariolo reunido en la pista.

Seguir leyendo.

view El Pais (Spanish)
#selecciones deportivas
#baloncesto
#marc gasol
#selección española baloncesto
#ricky rubio
#sergio scariolo
#rudy fernández
#mundial baloncesto
#selección española
#deportes
#competiciones